disfagia dental

Hay ciertas cosas que nuestro cuerpo hace y que damos totalmente por sentado. La respiración, por ejemplo, o el simple hecho de tragar la comida. Cuando estas sencillas funciones se ven obstaculizadas, el impacto en nuestra vida diaria, en nuestra salud y nuestro bienestar, es significativo.

Para los pacientes con disfagia, el proceso de comer se convierte a menudo en algo complicadodoloroso y, en algunos casos, en una fuente de frustración, ansiedad y graves molestias.

Aquí hablaremos acerca de esta afección, las causas y tratamientos.

Causas y síntomas

Disfagia” es el término utilizado para describir la dificultad para tragar. Abarca tanto las graves como las leves. Puede variar en gravedad desde los pacientes que experimentan problemas al intentar tragar ciertos tipos de alimentos hasta los que no pueden tragar nada en absoluto.

Los síntomas más comunes son:

  • Dolor al tragar.
  • No poder tragar o tener dificultades para hacerlo.
  • Sensación de comida atascada en la garganta.
  • Regurgitación.
  • Acidez frecuente.
  • Tos o arcadas al tragar.

Es normal en personas mayores, pero en realidad puede afectar a personas de todas las edades.

Mientras que las dificultades ocasionales para tragar, como las que se experimentan cuando se intenta comer o beber demasiado rápido, son totalmente normales, la disfagia crónica suele ser un indicador de que hay algo más grave.

Lo complicado es que puede tener múltiples causas, algunas muy simples y otras más graves. Una de las más comunes es la estenosis esofágica (es decir, el estrechamiento del esófago), que resulta del reflujo ácido crónico que experimentan los pacientes con la enfermedad por reflujo gastroesofágico (ERGE).

Entre otras posibles causas, se encuentran:

  • Condiciones que afecten al sistema nervioso, como un accidente cerebrovascular, una lesión en la cabeza o demencia.
  • Cáncer de boca o de esófago.
  • Espasmos esofágicos.

Tratamiento para la Disfagia

Depende en gran medida de la causa y la gravedad. No obstante, en general estas son las formas más comunes de tratar la disfagia que recomiendan los especialistas:

  • Ejercicios para ayudar a los músculos de la deglución.
  • Cambios en la dieta: Transición a una dieta más blanda y líquida o, en casos muy graves, formas alternativas de alimentación, como la alimentación por sonda.
  • Cirugía para tratar la rigidez o debilidad del esfínter esofágico: Este tratamiento es habitual en pacientes cuya disfagia está causada por la ERGE o la acalasia.

La disfagia puede afectar negativamente la vida de los pacientes de diversas formas. Es por eso que si se experimentan dificultades para tragar de forma constante. El primer paso es visitar a un especialista para que realice pruebas que determinen el origen de la afección.

Una vez que la causa ha sido identificada, el médico puede elaborar un plan de tratamiento para satisfacer las necesidades específicas y así solucionar este problema.

Para cualquier consulta acerca de la disfagia o de cualquier otro problema bucal puedes consultar tu dentista en Albacete 🙂

967 21 52 51