maloclusion mordida cruzada

La maloclusión es una alteración en la formación de los dientes, que imposibilita una correcta oclusión de las piezas de la arcada inferior, con las de la arcada superior. Afectando la estética de los dientes y su funcionalidad. Existen diferentes tipos de maloclusión, el más frecuente es la mordida cruzada.

En este artículo explicamos cuáles son los tipos de mordida cruzada, sus causas y posibles tratamientos. 

Características de la mordida cruzada

La mordida cruzada consiste en una relación incorrecta entre la mandíbula y el maxilar superior, haciendo que los dientes superiores queden por detrás de los inferiores. Estos pacientes se caracterizan por tener el paladar estrecho

Tipos de mordida cruzada

Los tipos de mordida cruzada se clasifican teniendo en cuenta dos variables: ubicación y origen.

Clasificación de mordida cruzada según su ubicación

  • Mordida cruzada anterior: Afecta la parte delantera de la arcada dentaria. 
  • Mordida cruzada posterior: Afecta la parte trasera de la cavidad oral. 
  • Mordida cruzada unilateral: Afecta sólo un lado de la boca (derecho o izquierdo). Puede producir dolor en las articulaciones y asimetría en el rostro. 
  • Mordida cruzada bilateral: Afecta los dos lados de la mandíbula. 

Clasificación de mordida cruzada según su origen

  • Mordida cruzada esquelética: El maxilar no se desarrolla de manera adecuada y es más pequeño que la mandíbula. 
  • Mordida cruzada dentaria: Los dientes se inclinan hacia el interior, mientras que los maxilares tienen una posición correcta. 
  • Mordida cruzada mixta: Los dientes cuentan con una mala colocación y los maxilares han crecido de manera desproporcionada.

Causas de la mordida cruzada

Sabemos que esta alteración se produce por motivos muy variados, en algunos casos es complicado determinar su origen. No obstante, estas son las causas más frecuentes

  • Influencia genética. 
  • Malos hábitos dentales: respiración por la boca, succión del pulgar y colocación de la lengua en posiciones inadecuadas. 

Tratamientos recomendados

En la infancia el desarrollo del maxilar no ha concluido, por eso es la mejor época para realizar un tratamiento rápido, económico y sencillo. El más habitual consiste en aplicar un aparato de ortodoncia, cuya función es expandir el paladar superior. El objetivo final es ampliar el tamaño de la arcada. La longitud del expansor se aumenta gradualmente, hasta alcanzar el tamaño adecuado. 

En adultos el tratamiento requiere una cirugía, que permita una correcta oclusión de las arcadas (inferior y superior). Este procedimiento podría incluir una corrección de la longitud de la mandíbula, la expansión del paladar o ambas, según las necesidades de cada paciente. 

967 21 52 51